ABOGADOS HERENCIAS

LA CUANTÍA DE LA LEGÍTIMA EN GALICIA

En términos generales, en las sucesiones en las que el causante tenía vecindad civil gallega, estamos habituados a acudir, sin más, a la Ley del Derecho Civil de Galicia nº 2/2006, y suponer que la legítima de los descendientes es un cuarto del caudal hereditario del fallecido.

Pero esto no siempre es así. A efectos de determinar cuál es la legislación aplicable, debemos de acudir a la Disposición Transitoria Segunda de la vigente Ley del Derecho Civil de Galicia nº 2/2006, en tanto la misma dispone:

  “  1. Las disposiciones de la presente ley sobre la partición de la herencia serán de aplicación a todas las particiones que se realicen a partir de la entrada en vigor de la misma, sea cual fuera la fecha de fallecimiento del causante

    2. Respecto a los demás derechos sucesorios se aplicará la presente ley a las sucesiones cuya apertura tenga lugar a partir de la entrada en vigor de la misma.”

Para entender este precepto, es preciso distinguir entre “normas de partición de la herencia” y “demás derechos sucesorios”:

  • Las “normas de partición de la herencia” son básicamente las relativas a la forma de realizarse la partición por el propio testador, por el contador-partidor o por los herederos. Dichas normas son las contenidas en el CAPITULO VII, del TITULO X de dicha ley Gallega, y se aplicarán siempre desde su entrada en vigor, sea cual sea la fecha de fallecimiento del causante, es decir siempre desde el 19/7/2006.
  • En cambio, “los demás derechos sucesorios” se refiere al contenido mismo de la herencia, y en definitiva a los derechos que se transmiten. Entre estas normas están, por ejemplo, las referidas a la legítima. Dichas normas son las contenidas en el resto de capítulos del mismo TITULO X, y en concreto, a efectos de determinar la legítima, las del Capítulo V. Estas normas serán de aplicación únicamente a las sucesiones cuya apertura tenga lugar a partir de la entrada en vigor de la misma. Teniendo en cuenta que el momento de apertura de la sucesión es a todos los efectos la fecha del fallecimiento del causante, resulta que los derechos sucesorios regulados en ese Capítulo V, y en concreto la legítima tal y como está regulada actualmente por la Ley del Derecho Civil de Galicia, solamente se aplicará a las herencias de fallecidos a partir del 19/7/2006.

¿Qué normativa reguladora de los derechos sucesorios se aplicará a las herencias de fallecidos con anterioridad a esa fecha? Para resolverlo tendremos que acudir a la normativa anterior vigente en el momento del fallecimiento, que es cuando se abre la sucesión. A estos efectos la anterior Ley Civil Gallega 4/1995 de 24 de mayo en su Disposición Transitoria Cuarta, nos remite a las normas generales del Código Civil, y en concreto a la Disposición Transitoria Duodécima en materia de derechos a la herencia.

La consecuencia es que, a la luz de la anterior normativa, en las herencias de fallecidos con anterioridad al 19/7/2006, la normativa sobre derechos sucesorios a aplicar es el Código Civil.

Esta cuestión tiene especial trascendencia en el cuantum de la legítima pues la vigente ley de derecho civil de Galicia, ha hecho una importante modificación en lo que ha de considerarse legítima de los herederos forzosos, estableciendo en su art. 243 que la misma está constituida por una cuarta parte del valor del haber hereditario líquido que, se dividirá entre los hijos o sus linajes. Esta interpretación es la que viene siguiendo la Jurisprudencia Gallega. Citamos a título de ejemplo:

AP A Coruña, Sección 4ª, S de 31 de Marzo de 2011, Nº de Sentencia: 141/2011 – Nº de Recurso: 68/2011. 

En primer lugar, debemos de tener en cuenta, el régimen jurídico a la que queda sometida la presente partición, pues conforme a lo dispuesto en el art. 786 de la LEC , el contador deberá llevarla a efecto con arreglo a lo dispuesto en la ley aplicable a la sucesión del causante. Y a tal efecto hemos de señalar que la misma se encuentra sujeta al régimen jurídico de la Ley 4/1995, de 24 de mayo, de Derecho Civil de Galicia , pues era la vigente a la data del fallecimiento de la causante y, por lo tanto, a la apertura de su sucesión, sometida, por consiguiente, a lo normado en el Capítulo IV, del Título VIII sobre las legítimas (arts. 146 a 151 de la precitada Ley). No es de aplicación la nueva Ley 2/2006, pues, salvo lo relativo a las disposiciones de la misma sobre la partición, que en este caso carecen de incidencia para la resolución de la presente controversia, respecto a los demás derechos sucesorios se aplicará la presente ley a las sucesiones cuya apertura tenga lugar a partir de la entrada en vigor de la misma (Disposición Transitoria Segunda.2 de la Ley 2/2006), la cual no estaba por lo tanto vigente a la fecha de la apertura de la sucesión que nos ocupa.”

CONCLUSIÓN. ¿CÓMO AFECTA A LA LEGITIMA LA FECHA DE FALLECIMIENTO?

Existe una importante diferencia en la regulación de a cuánto asciende la legítima, entre el Código Civil aplicable a todo el territorio nacional, y la Ley de Derecho Civil de Galicia.

Mientras el Código Civil establece que la legítima estricta será un tercio del haber hereditario (artículo 808), la Ley de Derecho Civil de Galicia establece que la legítima de los descendientes será un cuarto  (bastante menos) de dicho haber.

Si la herencia a partir corresponde a un fallecido con anterioridad a julio de 2006, la legítima de los descendientes será un tercio del caudal hereditario líquido, y la cuantía mayor que si ha fallecido a partir de esa fecha.

Por extraño que parezca todavía queda un nada desdeñable número de herencias sin partir anteriores a 2006. Si es su caso, consúltenos cuáles serían los pasos a seguir, y cuánto podría corresponderle. No demore más la partición.

Fdo.- Delia I. Prieto Teijeiro

Abogada

Si necesita asesoramiento legal en materia de herencias (testamentos, pactos sucesorios, legados, impuesto de sucesiones) no dude en contactar con nosotros. En THEMIS ESTUDIO LEGAL somos abogados especialistas en derecho de sucesiones.